Estanqueidad en cubiertas planas - Prevención de fallos. | PDF

Hoy día, la cubierta plana se ha convertido en un recurso constructivo y arquitectónico de primer orden, capaz de resolver las necesidades de cada edificio con multitud de soluciones reguladas para ello.

estanqueidad-en-cubiertas-planas

Tipos de cubiertas planas

Hoy en día, los avances tecnológicos en la manipulación de materiales y las distintas coyunturas a las que se tiene que enfrentar el proyectista a la hora de plantear una solución de cubierta plana, hacen que la clasificación de este tipo de elementos dependa de variables que dan como resultado multitud de composiciones constructivas.

No obstante, de cualquier bibliografía sobre esta materia que se consulte, se puede obtener un compendio de estas composiciones que abarca de manera genérica todas las soluciones constructivas de cubiertas planas. La más genérica, en cuanto a cubiertas planas se refiere, es la que atiende a su uso: Transitable y No Transitable.

Llamamos Transitable a la cubierta “accesible” que se utilizará para el tránsito normal de peatones, para el tránsito masivo de personas, para el desarrollo de actividades deportivas o para el tránsito de vehículos. Según el uso al que se destinen, se dividen en: Transitables para peatones y transitables para vehículos (tráfico rodado).

Cubierta transitable para peatones: 

Puede ser de dos tipos, a saber: "las destinadas a ser usadas para un tránsito normal" y "las que se destinen al tránsito masivo de personas, al desarrollo de actividades deportivas y, esporádicamente, al tránsito de vehículos. Se puede emplear una cubierta convencional o una cubierta invertida, en cuyo caso, se incluye aislamiento térmico, poliestireno extrusionado, que por un lado contribuye a mantener las características de la impermeabilización y alarga su vida útil y, por otro, se puede evitar la necesidad de creación de una barra de vapor. Sus acabados pueden ser, entre otros, de pavimento continuo o capa de mortero, baldosas con aislamiento térmico incorporado; todos ellos sirven, además, de protección de la membrana impermeabilizante.

Cubierta transitable para vehículos: Es una cubierta con acabado de capa de rodadura, diseñada para la circulación de vehículos. La capa de rodadura puede ser aglomerado asfáltico o capa de hormigón:

[2column] [content]
[/content] [content]
[/content] [/2column]

Acabado de aglomerado: El acabado de la cubierta lo constituye una capa de aglomerado asfáltico que se puede llevar a cabo de las dos maneras siguientes:
  • a) extendiendo en caliente directamente sobre la impermeabilización 
  • b) extendiendo sobre la protección auxiliar de la impermeabilización a base de una capa de mortero o sobre otra protección efectiva. La protección de mortero debe extenderse a todos los paramentos y elementos singulares revestidos con la impermeabilización.
Acabado de hormigón. El acabado de la cubierta lo constituye una capa de hormigón de al menos 8 cm. de espesor. El soporte base de la impermeabilización debe ser mortero/hormigón previamente regularizado con una capa de mortero.

La cubierta No Transitable Puede ser a su vez plana o inclinada. También llamadas "visitables" por cuanto "son cubiertas accesibles únicamente a efectos de conservación o reparación". Conviene por ello prever un acceso fácil a la cubierta, a la vez que proteja la membrana de posibles daños. Las hay de dos clases: autoprotegida y con protección pesada.

Otra clasificación que solemos encontrarnos es en función de su comportamiento higrotérmico:
  1. Cubierta no ventilada o caliente, formada por la superposición de capas directamente sobre la base resistente y sin cámara de aire alguna y en la que la transmisión térmica hacia el interior del edificio depende exclusivamente del aislamiento térmico que ofrecen los materiales de las distintas capas de las que se compone. Destaca por su sencilla ejecución.
  1. Cubierta ventilada o fría, formada por la superposición de capas sobre la base resistente intercalando una cámara de aire con ventilación al exterior que permite la renovación constante de aire, evitando posibles condensaciones que puedan mermar la eficacia del aislante térmico. En climas como el de la Región de Murcia, permite en verano disipar el aire caliente transmitido por radiación directa y así colaborar con la misión aislante del sistema de cobertura.


Atendiendo a la clasificación que establece en el Catálogo de Elementos Constructivos del CTE publicado por el Ministerio de Vivienda (versión Mayo 2008), se distinguen las siguientes:
  • Plana transitable. No ventilada. Solado fijo
  • Plana transitable. No ventilada. Solado flotante
  • Plana transitable. Ventilada. Solado fijo.
  • Plana transitable. Ventilada. Solado flotante.
  • Plana no transitable. No ventilada. Grava.
  • Plana no transitable. No ventilada. Autoprotegida.
  • Plana no transitable. No ventilada. Ajardinada.
  • Plana no transitable. Ventilada. Autoprotegida.
Al mismo tiempo, podemos establecer una subclasificación para cada una de las anteriores que irá en función de la disposición de las capas:
  • Convencional: La impermeabilización se superpone sobre el aislamiento térmico de la cubierta.
  • Invertida: El aislamiento se coloca sobre la capa impermeable.

Da tu opinión:

Publicar un comentario

[blogger][facebook][disqus]

ivythemes

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Con la tecnología de Blogger.
Javascript DisablePlease Enable Javascript To See All Widget